Consejos prácticos para tu primera vez en un crucero

Cada año millones de personas, entre ellos estudiantes de Erasmus según el foro de Opinion master online EAE toman como opción para tomar sus vacaciones hacer un  viaje en crucero y este incremento ha sido más notorio durante la última década, pues en los años 80 ya el turismo de cruceros contaba con más de millón y medio de pasajeros alrededor del mundo. 

Los cruceros nos brindan destinos bastantes diversos, aunque los más populares siempre han sido los viajes por el Mediterráneo occidental, como Córcega y Cerdeña, seguidos de cruceros por el Mediterráneo oriental, como Chipre o Egipto, y cruceros por los Fiordos noruegos, el Mar Báltico y el Caribe.

Aspectos a considerar para viajar en crucero

Realizar un viaje en alta mar presenta ciertas particularidades que deben ser consideradas para realizar preparativos distintos a cuando se hacen viajes por tierra o por aire.

Documentación: este es uno de los aspectos primordiales por lo que no debemos olvidarlo. Llevar con nosotros el DNI o pasaporte, así como el visado o permiso de excursiones correspondiente si se trata de alguno de los países donde atraque el barco lo requieran. Del mismo modo, se debe tener anotada la información del viaje (paradas, horarios, etc), número de cuenta corriente y ciertos teléfonos de emergencias o de interés. Lleva junto a ti una tarjeta de crédito y además una copia de la póliza del seguro de viaje para cruceros.

Hacer la maleta: La vestimenta será diversa por lo que en oportunidades será con ropas de baño, algunas veces con prendas más cómodas o quizás formales. También requieres de prendas que puedan proteger del viento, las gafas de sol, un gorro y crema solar. Pero, debes mantener presente las medidas y límites de peso del equipaje de mano que presenta la compañía aérea con la que se vaya a volar a la ciudad donde se encuentra el puerto del que parte el barco. 

Medicamentos: considerando que la adquisición de medicinas cuando ya se esta a bordo es más costosa de lo habitual, es aconsejable llevar una especie de botiquín personal que contenga antiinflamatorios, analgésicos, pomadas para golpes o dolores musculares y medicamentos para el mareo y los problemas digestivos. Así mismo, se debe consultar con el Ministerio de Sanidad en el caso de que también se necesiten algunas vacunas para los los países en los que atracara el crucero.

Dispositivos eléctricos y electrónicos: es importante mantener presente que si no se desea una sorpresa en nuestra factura, apaguemos los datos del teléfono móvil. También es importante regular la hora del mismo y activar la alarma despertador a fin de poder viajar acorde con los cambios de huso horario. La recomendación es llevar un adaptador universal para enchufes.

Hacer la reserva con antelación: este es ciertamente uno de los viajes que con más antelación debe ser reservado. En el caso de los cruceros españoles, que deben ser reservados con 32 días de media en comparación con viajes similares (destinos internacionales y estancias de media de una semana), un crucero debe ser reservado con 71 días de media por adelantado. De ahí que la mitad de las incidencias en los viajes en cruceros se encuentre relacionado con la anulación del viaje.